sábado, 23 de enero de 2010

La liga avanza

Los del grupo medieval nos hemos puesto las pilas y ya tenemos dos firmes candidatos para la clasificación a la ronda de semifinales. Somos Xavi y yo. En mi última partida di un mazazo (lúdicamente hablando) a Pere. Como yo jugaba con 306 puntos y él con 450, así como por el hecho de que apenas me hizo bajas, me permitió aumentar clasificación con 54 puntazos.

Quiero destacar de esta partida un par de cosas. La primera el osado despliegue de sus tropas francesas.

Efectivamente, lo habéis visto bien. La totalidad de su ejército estaba pegada al borde de la mesa, así como todo había desmontado (él puede hacerlo). Aquí con mayor detalle.

El terreno me salió muy favorable, ya que no había ningún accidente en su mitad de la mesa (ni casi de la mía, por cierto). Por otra parte, el día anterior, Xavi le había derrotado mediante un envolvimiento masivo de su caballería ligera, hasta el punto de atacarle por la retaguardia. Ante el temor de ser nuevamente envuelto por un ejército con gran número de ligeros montados, como el mío, Pere optó por una táctica no vista por mí anteriormente; desplegar con el fin del mundo a su espalda.

Me desconcertó, la verdad, porque eso me obligaba a un ataque frontal sí o sí, y sus caballeros desmontados Bs (S) no eran carne de cañón precisamente. Afortunadamente para mí, aun estando desmontados, sus nobles siguen siendo impetuosos, de modo que un par de tiradas de 1 en los dados de pips hicieron que se alejaran del fin del mundo. Suficiente para que se crearan flancos, antes inexistentes, que mis caballerías pudieron aprovechar.

Hago un inciso aquí para mostrar uno de los diversos elementos de guerra psicológica que empleó Pere para desconcentrarme.

Este pollo de goma era malintencionadamente presionado por Pere cada vez que había una baja. Y os aseguro que al final raya mucho. :)

Fue una partida larga, de tres horas. Creedme que no es fácil matar nobles desmontados impetuosos y superiores. El resultado es el ya comentado. Eso me sitúa, provisionalmente, a la cabeza de mi grupo, con Xavi pisándome los talones y con ambos a una sola partida del final de la fase. Aquí están los resultados a fecha de hoy.

Mientras que nuestro grupo está ya bastante decidido, me inquieta constatar la inoperancia del grupo de los antiguos. ¿Qué os pasa? Sólo Juanjo parece estar suficientemente motivado. ¡Venga, chavales! ¡Qué luego os quejaréis de que el tiempo se os tira encima!

4 comentarios:

Nameless dijo...

La verdad es que los antiguos sorprenden por su falta de estrés...muy histórico ;D

En los "modernos": La verdad es que, como David está intractable con zero derrotas, estoy impaciente por ver lo que hacen el resto para clarificar mis posibilidades de clasificación ya que, matemáticamente, puede pasar de todo.

Nameless dijo...

Por cierto, inaudito desplegamiento... El pollo en el centro de la mesa y los demás haciendo corrillo jeejeje

David Cantó dijo...

Calla, calla. Cada dos por tres el puñetero pollo no paraba de sonar :)

Juanjo dijo...

Parace que en el grupo primero abundan los "generales inactivos" ;)