martes, 7 de octubre de 2008

Primer Sínodo Hispánico de DBMM (y 3ª parte)

Tras las disquisiciones matinales, nos recogimos en la comunión de ágape frugal, pero abundante. Ello permitió a los asistentes comentar los hallazgos matinales y confraternizar ante la presencia de manjares exóticos (coreanos, para ser más exactos).

Ello dio paso sin dilación a las sesiones de la tarde. El tercer y último bloque de temas a tratar fue probablemente el menos agradable, pero no por ello menos imprescindible. Las sanciones aplicables a aquellos que, habiendo conocido la verdad, reniegan de ella (los apóstatas) o bien los que, siendo conocedores de la verdad, son contumaces en el error doctrinal (los herejes).

En esta ocasión el hermano Marco se sumergió en una dialéctica erudita con el hermano Toni.

El hermano Carlos hizo lo propio con el hermano Ignasi…

…el hermano Joan con el hermano Marc…

…y el hermano Miquel con el hermano Xavier.

Sólo había una conclusión posible. Aquellos que han conocido la verdad y renuncian a ella o son contumaces en el error deben ser condenados al abismo sin fin de otros reglamentos. Sólo así podrán valorar la única salvación.

Fue así como fueron rubricadas las actas del sínodo por todos los presentes. He aquí los documentos gráficos que lo atestiguan:




Llegados a este punto, me gustaría agradecer muy sinceramente a todos los asistentes el ambiente de excelente cordialidad que reinó durante todo el evento. La verdad es que me emocionó mucho. Espero y confío en que haya futuras ediciones en otras sedes, pero no impedirá que se celebren más nuevamente en Barcelona.

Para acabar, las dos últimas imágenes. Una de todos los asistentes menos el organizador (que era el que hacía la foto) e Ignasi (que estaba respondiendo a una llamada ineludible de sus feligreses, conminándole a volver de inmediato a casa).

Y, finalmente, lo más emocionante de la jornada. El club Desperta Ferro me regaló una camiseta oficial con su anagrama. Este tipo de cosas es de las que te llegan hondo. No tengo suficientes palabras de agradecimiento. Tan sólo decir que espero algún día devolverles el honor. Muchas gracias.

Dicho esto, y sin que sirva de precedente, quiero anunciar que esta será mi única aparición en las imágenes de este blog. Pese a tener un ego hipertrofiado, aun soy capaz de dejarme a mí mismo de lado ante lo que está por encima de mí…mucho más importante que yo: nuestra joven comunidad. Por ese motivo, mi imagen es irrelevante, no así mi mensaje.

Bueno, por eso y porque soy excesivamente atractivo.


4 comentarios:

Nameless dijo...

Vaya "careto", nunca mejor dicho... ;OP

David Cantó dijo...

Es que cuando se es guapo, se es guapo...:D

Juanjo dijo...

Si es que todo suma para ser un líder: carisma, oratoria, sabiduría y extrema belleza. ¡¡Lo tienes todo!!

David Cantó dijo...

Ja, ja, ja. Efectivamente XD!